Un dominio propio

Una de las más lúgubres maniobras de nuestras democracias es convertir la búsqueda de la verdad en delito y, de paso, hacer creer que las reflexiones que emanan de esa búsqueda sean consideradas subversivas o radicales.


1 comentario

Campañas Publicitarias

Breves:

(detenerse y pensar es importante)

Vi anteayer un enlace en el facebook en el que todo el mundo mostraba una indignación considerable.  Iba acompañado de un vídeo, un anuncio en el que la protagonista es Arancha de Benito. He de decir que me puse a visionarlo y había algo excesivo en todo ello, ya no tanto por su inapropiada catadura moral (que es lo que incendiaba a todos), sino por un guión cuando menos estrambótico y una actuación poco creíble. Así que buceé hasta dar con la clave. 

Este suceso me parece un ejemplo perfecto de algo que está aconteciendo con el uso de las redes sociales. La rapidez, el poco tiempo dedicado a reflexionar y el excesivo dinamismo de la información permiten que sea oro todo lo que reluce, o lo que viene a ser lo mismo, que demos por válido absolutamente todo lo que nos llega. Y si a eso le añadimos el deseo latente (y constante) de querer poner a caer de un guindo al primero que pase por allí, lo que se hace viral no es el anuncio, sino el modo en que accedemos a un determinado tipo de comportamiento que no nos alumbra en absoluto.

Pero lo que más me llama la atención es la propia decisión de la protagonista de querer acceder a realizar dicho anuncio, puesto que las tenía todas consigo para que tras su visionado, todo el mundo no solo la pusiera a caer de un guindo, sino que tuviera que enfrentarse a miles de insultos y descalificaciones. Imagino que a estas alturas, varios días después de haber lanzado el anuncio,  el segundo vídeo habrá reconfortado los ánimos y todos se solidarizarán por la causa, con la necesaria abolición de la política de todo signo de desigualdad social.

(os invito a leer los comentarios que ya corren como la pólvora)

Y aquí la verdadera causa, patrocinada por No es Sano, una campaña promovida por muchas organizaciones para exigir a los partidos el derecho universal a la salud.

Anuncios